DE BLANCO Y NEGRO EN EL RIKSDAG SUECO

Dentro de los códigos de vestimenta tradicional, los atuendos que combinaban el blanco y el negro estaban especialmente relacionados con la etiqueta formal que se usaba en vestidos largos, para asistir a eventos glamurosos como bailes o veladas operísticas. Hoy en día continúa estando vigente, aunque la tendencia haya incorporado también otros colores más vivos y alegres.

En el caso de la corte sueca, es una etiqueta que año tras año la vemos en los vestidos de las damas de la Familia Real cuando asisten a la ceremonia anual de apertura de las sesiones del Parlamento (Riksmötets öppnande), pero con vestido corto al tratarse de un acto de mañana. Una combinación de colores que tiene su explicación.

Riksdag
La etiqueta del blanco y el negro en la apertura del Parlamento sueco. Foto: Royal Blog. Paris Match

Tal y como ocurre en otras cortes europeas, como la Británica o la Holandesa, también en Suecia existe un ceremonial específico para la apertura oficial de su Parlamento, que se celebra cada año en el mes de septiembre. La jornada se inicia con una misa multi confesional en la catedral de Estocolmo (Storkyrkan), seguida por la ceremonia oficial de apertura del Parlamento sito en Helfeandsholmen y, ya entrada la noche, se finaliza con un concierto de música en la Sala de Conciertos de Estocolmo (Konserthuset).

Mientras que en los tres países se mantiene la glamurosa tradición de que los miembros de la Familia Real viajen hasta los respectivos parlamentos en sus carrozas más emblemáticas, en el caso del ceremonial sueco la etiqueta se ha simplificado (sin dejar de hacerle un guiño al pasado), a diferencia de la que siguen la monarquía británica y la de los Países Bajos.

El vestido tradicional de la corte sueca

Tal y como ocurre actualmente, Suecia siempre ha sido un país dado a reivindicar su identidad a partir del vestir. De todos es conocido el vestido típico en azul y amarillo (Folkdrält) que se diseñó para poder lucirlo como traje formal durante la celebración de la Fiesta Nacional en el mes de junio.

Pues bien, esa predisposición a expresar plásticamente el orgullo nacional también se vivió entre las mujeres de palacio desde varios siglos atrás hasta el año 1974. Concretamente lo hicieron mediante la implantación del conocido como “traje de la corte”, que se solía vestir en las ocasiones más importantes, como la propia ceremonia de apertura del Parlamento.

Riksdag
Ejemplo de uno de los modelos del vestido tradicional de la corte sueca
Riksdag
Algunos modelos del vestido a lo largo de su historia
Riksdag
Damas de compañía

El vestido, confeccionado en blanco y negro, se caracterizaba especialmente porque llevaba unas mangas blancas abombadas (estilo imperio), decoradas con un entramado de cintas de color negro. Algo así como el “uniforme de gala de las damas de la corte”, que tanto vestían las mujeres de la Familia Real como las aristócratas suecas.

Si observamos fotografías de la época podemos ver que existían diferentes versiones del traje, pero todas ellas tenían el patrón común de los colores y la forma de las mangas. El modelo que usaban los miembros de la Familia Real podemos calificarlo como el más elegante y glamuroso, ya que iba complementado con un sobretodo de terciopelo negro y una capa de armiño con cola. El cabello lo llevaban cubierto con un velo y lucían diadema.

Riksdag
La princesa Sibylla de Suecia luciendo el vestido y todos los complementos

Su uso en las ceremonias de apertura del Parlamento se mantuvo hasta el año 1974, momento de cambios constitucionales y políticos en el país, que fueron acompañados de una modernización de las viejas costumbre de la corte y que dejaron de lado este tipo de traje de manera definitiva al considerarlo pasado de moda.

No obstante, desde entonces a alguna de las damas de la Corte, (como por ejemplo la anterior Överhovmästarinna, condesa Alice Tornérhielm) se les ha visto lucir algún vestido confeccionado en base al antiguo diseño.

Riskdag
El vestido tal y como lo siguen usando algunas damas de la corte en la actualidad

¿Y por qué el blanco y negro actual?

La reintroducción de una etiqueta específica en la apertura del Riksdag fue debido a que, para los gustos de la Casa Real sueca, la modernización del evento lo había convertido en un acto demasiado informal. Por eso en 1983 se volvió a establecer una serie de normas en el vestir para acudir al evento, que complementarían el ceremonial que incluía el desfile en carroza por las calles de Estocolmo, el protocolo de recepción de la familia real a la llegada al Parlamento y la celebración de un evento musical al final del día.

Riksdag
Desfile en carroza hacia el Riksdag. (Foto: Royal Blog. Paris Match)
Riksdag
Honores de la Guardia Real a la llegada de los reyes. (Foto: Royal Blog. Paris Match)

Respecto al porqué elegir la etiqueta del blanco y negro, se ha interpretado como un homenaje y reconocimiento al antiguo vestido de la corte, que durante tantos años había formado parte de la etiqueta de las antiguas ceremonias de apertura del Parlamento (Riksdagens högtidliga öppnande), que se habían celebrado en el Salón de Estado del Palacio Real de Estocolmo.

También te puede interesar:
Los estados de la Unión Europea: Suecia